Conecta con nosotros

Hola! que estas buscando?

Hospital Evita

Se puso en marcha la cámara Gamma abandonada por Vidal en Lanús

Desde la gestión provincial reacondicionaron el espacio y funcionamiento de la cámara Gamma, que llevaba 4 años sin funcionar abandonada por la gestión anterior.

Se puso en marcha la cámara Gamma abandonada por Vidal en Lanús

El Ministerio de Salud de la Provincia puso en funcionamiento la cámara Gamma abandonada por la gestión anterior en el hospital bonaerense “Evita” de Lanús. Este moderno equipo genera diagnósticos tempranos de diversas patologías a través de medicina nuclear. El equipamiento estaba en desuso y presentaba fallas por las condiciones de deterioro en que lo dejaron.

“La cámara Gamma funciona a través de isótopos radioactivos que posibilitan adquirir imágenes que generan un diagnóstico rápido y fundamental en tratamientos oncológico para cáncer de hígado, intestino, tiroides, como también en malformaciones cardíacas o de carcinomas pulmonares”, explicó el director ejecutivo del hospital, Javier Antonio Maroni.

Y agregó: “Es un servicio con alto valor económico en el sector privado, pero hoy después de mucho trabajo se logró recuperar el aparato, el espacio donde funciona y el equipo de profesionales, para que la salud pública vuelva a brindar esta atención en el hospital para toda la región”.

Inversiones para la cámara Gamma

El aparato estaba desde 2015 sin uso y con fallas por falta de mantenimiento en un sector del hospital donde, cada vez que llovía, caía agua sobre el moderno equipo por filtraciones en los techos. Se invirtieron alrededor de 4 millones de pesos para recuperarlo y ya funciona para las y los bonaerenses.

En menos de dos años y en el arduo trabajo por Pandemia, se logró reparar la cámara Gamma y se calibró con técnicos internacionales que viajaron especialmente para optimizar su uso. Las pruebas realizadas al equipo, calibrarlo y su puesta en marcha tuvieron un valor de 2.173.046 de pesos.

A la vez, hubo que pagar fuertes multas, de alrededor de 1 millón de pesos, y la tasa anual que ronda los 146.000, a la Administración de Medicina Nuclear, por cuatro años que estuvo sin usarse el moderno equipo.

También se conformó el servicio médico de Medicina Nuclear que había sido desmantelado y que ya está a disposición de una importante cantidad de pacientes a nivel provincial que pidieron turno para realizarse los estudios.

Además, se invirtieron 570.000 pesos para reacondicionar el espacio donde ahora funciona y ya no filtra agua, gracias al importante arreglo que se realizó en techos, cielo raso, además de la pintura y la instalación de un aire acondicionado.

Escrito por

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.