viernes 10 de abril de 2020 - Edición Nº492

Gremiales | 14 feb 2020

Recomposición salarial

Sin números en la mesa, el gobierno se presentó a la paritaria judicial con “buena predisposición”

Al igual que lo hizo con los docentes y médicos, el ejecutivo bonaerense se reunió con los judiciales bonaerenses para comenzar a diagramar la discusión salarial de cara al año en curso.


Luego de comenzar las negociaciones salariales del año con los docentes, donde no hubo ninguna definición sobre incrementos y cláusula gatillo, el ejecutivo de la provincia terminó la semana de la misma manera habiéndose reunido con los trabajadores nucleados en la Asociación Judicial Bonaerense. La cita se realizó esta mañana en el Ministerio de Trabajo con la ministra Mara Ruíz Malec junto al ministro de Justicia, Julio Alak y su par de Economía, Pablo López.

Allí se repitió la historia de los maestros y profesionales de la salud nucleados en CICOP ya que la primera reunión no trató, ni ofreció un porcentaje de aumento en el salario. Cabe destacar que el día en que inició Axel Kicillof su rol como gobernador, la ministra de trabajo había asegurado que el objetivo que tiene la gestión para con los gremios es de “llegar a un esquema de recomposición salarial de las y los trabajadores y mejoras en su tarea diaria, considerando la sostenibilidad de la Provincia”.

Es por esto que el Secretario General de la AJB, Pablo Abramovich afirmó, antes de ingresar a dicho encuentro que “nos parece saludable haber comenzado las negociaciones rápido. La situación de crisis en materia salarial es muy aguda y vamos con la expectativa de poder discutir rápidamente la recomposición salarial, teniendo en cuenta que nuestro salario perdió un 26 % en los últimos dos años”.

Sin embargo el ejecutivo bonaerense dispuso la misma mesa de diálogo que las dos veces anteriores. “Hubo buena predisposición y mucho diálogo”, además de “trabajar en serio”, resumió Abramovich.

No obstante, desde el gremio aclararon que es “necesario y urgente encontrar una solución a la brecha existente entre los incrementos de haberes dispuestos unilateralmente por la ex gobernadora Vidal en el transcurso de 2019 y las proyecciones de inflación para el año en curso, brecha que superará ampliamente los veinte puntos porcentuales”.

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO: